Formatear a bajo nivel

Formatear a bajo nivel

Ntfs

El formateo de discos es el proceso de preparación de un dispositivo de almacenamiento de datos, como una unidad de disco duro, una unidad de estado sólido, un disquete o una unidad flash USB, para su uso inicial. En algunos casos, la operación de formateo también puede crear uno o más sistemas de archivos nuevos. La primera parte del proceso de formateo, que realiza la preparación básica del medio, suele denominarse “formateo de bajo nivel” [1] El término común para la segunda parte del proceso es hacer que el dispositivo de almacenamiento de datos sea visible para un sistema operativo. La tercera parte del proceso, que suele denominarse “formateo de alto nivel”, suele referirse al proceso de generación de un nuevo sistema de archivos[1]. En algunos sistemas operativos, todos o parte de estos tres procesos pueden combinarse o repetirse a diferentes niveles[3] y el término “formatear” se entiende como una operación en la que un nuevo soporte de disco está totalmente preparado para almacenar archivos. Algunas utilidades de formateo permiten distinguir entre un formato rápido, que no borra todos los datos existentes, y una opción larga que sí borra todos los datos existentes.

Tabla de asignación de archivos

El formateo de discos es el proceso de preparación de un dispositivo de almacenamiento de datos, como una unidad de disco duro, una unidad de estado sólido, un disquete o una unidad flash USB, para su uso inicial. En algunos casos, la operación de formateo también puede crear uno o más sistemas de archivos nuevos. La primera parte del proceso de formateo, que realiza la preparación básica del medio, suele denominarse “formateo de bajo nivel” [1] El término común para la segunda parte del proceso es hacer que el dispositivo de almacenamiento de datos sea visible para un sistema operativo. La tercera parte del proceso, que suele denominarse “formateo de alto nivel”, suele referirse al proceso de generación de un nuevo sistema de archivos[1]. En algunos sistemas operativos, todos o parte de estos tres procesos pueden combinarse o repetirse a diferentes niveles[3] y el término “formatear” se entiende como una operación en la que un nuevo soporte de disco está totalmente preparado para almacenar archivos. Algunas utilidades de formateo permiten distinguir entre un formato rápido, que no borra todos los datos existentes, y una opción larga que sí borra todos los datos existentes.

Comando de formateo de bajo nivel

Tenga en cuenta que el formateo de bajo nivel de un disco duro se refiere a algo completamente diferente y nunca debe ser realizado por un usuario final. También tenga en cuenta que la noción de formatear un disco viene de los viejos tiempos del DOS. En Unix/Linux crear sistemas de archivos y tablas de partición es más común y preciso.
Reescribir el MBR no requiere ningún formato. Si sólo quieres borrar el MBR (haciendo que la unidad no pueda arrancar, y todos los datos de todas las particiones de ese disco sean irrecuperables), puedes ejecutar este comando:
Tenga en cuenta que algunos cargadores de arranque utilizan el espacio entre el MBR y la primera partición para guardar datos adicionales. Es probable que esto no cause problemas en este caso, pero si quiere hacer una copia de seguridad completa del gestor de arranque, debe tenerlo en cuenta.
Tenga en cuenta que esto no sobrescribirá efectivamente todos los datos del disco, a pesar de la advertencia. Eliminará la tabla de particiones y los datos no serán accesibles fácilmente, pero los datos seguirán siendo recuperables por un experto.
Un formato de bajo nivel (LLF) significa redefinir la disposición física del disco. Esto no lo puede hacer el usuario en los discos duros y SSD actuales. Normalmente se quiere realizar un LLF para borrar de forma segura todos los datos, reasignar los sectores defectuosos y/o eliminar el malware.

Formato de bajo nivel windows 10

Por su diseño, las unidades de disco modernas mantienen sectores de reserva con fines de reasignación. Normalmente, los sectores se vuelven difíciles de leer mucho antes de que sean imposibles de leer. En esta situación, los bytes de datos reales en el sector se conservan y se transfieren al nuevo repuesto durante una reasignación del sector. Del mismo modo, cuando una unidad de disco escribe datos (como un procedimiento de borrado de relleno cero) y encuentra un problema, el firmware de la unidad retira el sector problemático y activa un repuesto antes de dar el estado de escritura con éxito.
SeaTools para DOS puede descargarse de la página web de SeaTools. Incluye tres opciones de borrado (Zero Fill). Zero Fill escribe ceros en cada sector de datos para la capacidad completa de la unidad y limpia la mayoría de los defectos.
La rutina de descarga de SeaTools para DOS crea un CD o disquete de arranque. Arranque desde el CD o disquete para iniciar SeaTools for DOS. Después del arranque, es una buena idea probar su unidad. La prueba corta básica tarda menos de un minuto en completarse. La prueba larga básica puede tardar varias horas en completarse, dependiendo de la capacidad de la unidad. Cuando esté listo para borrar la unidad, seleccione la unidad que desea borrar. A continuación, seleccione una de las tres funciones de borrado de relleno cero.

Acerca del autor

admin

Ver todos los artículos